“No book worth its salt is meant to put you to sleep, it's meant to make you jump out of your bed in your underwear and run and beat the author's brains out.” ― Bohumil Hrabal

jueves, 14 de julio de 2016

La piel

La noche de los niños
Toni Morrison
Lumen 2016

A pesar de una infancia difícil Bride llegó a ser una mujer fuerte e independiente. Su madre nunca la quiso porque nació demasiado negra- consecuencia de la herencia genética. La metafórica escena en la cual Sweetness deniega a su bebé el pecho es el principio de una relación materno-filial en la cual la niña luchará por la atención y un poco de ternura de su progenitora con todos los medios a su alcance, también mintiendo y convirtiendo la vida de otra persona en infierno. Todo para que la madre la cogiera de la mano. Pero Sweetness ni siquiera quería pegarla para no tocar su piel. Distinta a los demás, Bride se construyó una coraza para sobrevivir. Se convirtió en una persona insensible, egocéntrica, muy segura de sí misma. Para conseguirlo utilizó lo que antes consideraba su desventaja más grande- el color de su piel que ahora subraya luciendo únicamente ropa en blanco. Parece que nada ni nadie puede herirle. Hasta que la relación con quien consideraba el hombre de su vida se rompe porque Bride, intentando reparar muy a su manera el horrible daño infligido en el pasado, hace algo incomprensible para Booker.

        
 Toni Morrison decidió comprimir todas las emociones y tragedias de sus protagonistas en un poco menos de 200 páginas. Sin embargo, creo que hay suficiente material para escribir una novela voluminosa. Una novela sobre los estigmas de la infancia y cómo éstos marcan nuestras vidas, sobre el tiempo que no cura las heridas sino las infecta, sobre la búsqueda del amor y la seguridad, sobre el rechazo y, como no, el racismo.
         Como una exitosa mujer de negocios Bride piensa que puede pasar por alto su desdichada infancia. Está dispuesta a aceptar cualquier reto profesional pero no está preparada para enfrentarse a su pasado, sobre todo a que alguien vuelva a rechazarla. Por eso, cuando Booker le dice que han llegado al final, Bride por fin percibe el principio.  Y emprende el camino- en el sentido literal y figurado de la palabra- en el que luchará contra sus demonios y recuperará la empatía perdida.
         Toni Morrison se centra en el personaje de Bride pero, al mismo tiempo, construye una narración polifónica en la cual conocemos los puntos de vista de las personas que rodean a la principal protagonista o se cruzan en su camino. Algunas de sus reflexiones saben muy amargas, algunas de las historias son tan estremecedoras que permanecen con nosotros aunque la novela, una vez terminada su lectura, haya empezado a acumular polvo en la estantería. Todas contribuyen a nuestra manera de ver la historia de Bride y Booker, dos personas que tendrán que luchar una dura batalla para aceptarse a sí mismos y librarse de las cadenas de un pasado muy doloroso.       

         La novela está muy bien escrita- la autora emplea todo su arte y maestría que le merecieron el Nobel. Sin duda, La noche de los niños lleva una gran carga emocional que explota durante la lectura, aunque me imagino que en momentos diferentes para cada lector. A mí no me convenció del todo. A lo mejor muestro indicios del hartazgo con historias donde la vida parece un sinfín de coincidencias y desgracias. No obstante, opino que es una novela a la vale la pena acercarse.
Scientifically there´s no such thing as a race, Bride, so racism without race is a choice. Taught, of course, by those who need it, but still a choice. Folks who practice it would be nothing without it.



21 comentarios:

  1. Gracias por el descubrimiento, no conocía esta novela. Qué dura la infancia de algunas personas!
    Besitos

    ResponderEliminar
  2. Por cómo iba la reseña pensaba que te había convencido del todo. Pues a mí tampoco me va cuando alguien acumula todas las desgracias, es como cuando todo le sale bien, queda raro y pierde credibilidad. Pese a lo dura que es la tenía apuntada de otras reseñas pero aún tardará.
    Besos

    ResponderEliminar
  3. Pues no la conocía y me gsuta lo que cuentas y me gusta que un libro permanezca un poco más de tiempo cuando ya lo he terminado. Así que me la llevo!
    Un beso

    ResponderEliminar
  4. A pesar de que no te haya convencido del todo tiene algo que me llama...será que cada vez más busco novelas que me lleguen y me hagan reflexionar.

    Besitos

    ResponderEliminar
  5. No conocía esta novela y me ha gustado lo que cuentas. Me la apunto.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  6. Este autor es uno de mis pendientes. Espero leer algo suyo pronto.Besos.

    ResponderEliminar
  7. La tenía ya anotada por otra reseña, aunque no te haya convencido del todo tiene muy buena pinta
    Besos

    ResponderEliminar
  8. Me parece curiosa la historia. Lo buscaré en inglés. Un beso.

    ResponderEliminar
  9. Me encanta Toni Morrison y esta novela no la conocía. Veo que no te ha entusiasmado. Entiendo lo que dices acerca de esas "historias donde la vida parece un sinfín de coincidencias y desgracias". Se abusa de ellas y, aunque me gustan en general (más las coincidencias que las desgracias) acaban hartando.
    La leeré, no obstante, porque la autora lo merece.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  10. Ésta precisamente no la conocía. Me gusta lo que cuentas. Parece cruda y realista, así que estoy casi 100% segura que la leeré. Espero que no me pase como con El color púrpura, que disfrutar, la disfruté, pero también sufrí de lo lindo. XD
    Feliz fin de semana.
    Besotes.

    ResponderEliminar
  11. Me gusta mucho Toni Morrison y he leído varias de sus novelas. Esta la compré hace dos días, pero creo que tengo otra sin leer de ella, así que no sé cuando leeré esta.
    Veo que algo no te ha acabado de gustar, ¿la carga emocional?, aunque la salvas.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  12. No la conocía pero parece bastante realista y eso me gusta.
    Me ha gustado tu blog y te he seguido, si quieres puedes seguirme a mí, sale la dirección en mi perfil. Muchas gracias. ¡Nos leemos!

    ResponderEliminar
  13. Tengo varias novelas de Morrison esperando, pero de ésta no tenía ni noticias, Agnieszka. Una vez más, me sorprendes. Puede que comience con alguna de las que tengo. Si llega por aquí, la tendré en cuenta.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  14. Hola Agnieszka tengo pendiente la escritora, pensaba leer "Ojos azules" aunque éste también me parece interesante, ya veré por cuál de los muchos que tiene me decido al final. Gracias por la reseña.

    ResponderEliminar
  15. Pues fíjate que a mi si me llama muchísimo. Me la llevo apuntada. No la conocía y creo que la podría disfrutar.
    Besos

    ResponderEliminar
  16. Pese a que no te ha terminado de convencer a mi sí me ha despertado curiosidad es una autora que tengo pendiente. Espero empezar por la que tengo en casa pero me gusta mucho la temática de esta.
    Besos

    ResponderEliminar
  17. Uff, esas relaciones tensas materno filiales siempre dan para material de novela... La verdad es que me llama mucho la atención y siempre he querido leer algo de la autora, así que me lo apunto, que además he averiguado que está en español: eso sí, voy con cautela y advertida por ti de que puede ser un bluff. 1beso!

    ResponderEliminar
  18. Pues me gusta mucho lo que cuentas de esa relación tan tensa entre madre e hija, me la apunto. Besos

    ResponderEliminar
  19. Este me lo apunto, no lo conocía y creo que puede gustarme, aunque ahora no sería el momento de leerlo. Un beso!

    ResponderEliminar
  20. Lo he visto varias veces, pero no me había animado con él. Lo reconsideraré, puede ser una buena lectura
    Besos

    ResponderEliminar